“Diario para mujeres” (Dic.-8)

“En una cultura donde la aprobacion/desaprobacion se ha convertido en el regulador predominante del esfuerzo y la proposicion, y a su vez en sustituto del amor, nuestras libertades personales se disipan.” 

-VIOLA SPOLIN-

 

Suena Ironico el nombre de la autora del pensamiento…¿no?… Bueno, el caso es que querer que los demas aprueben nuestro esfuerzo, apariencia, aspiraciones y conducta es perfectamente normal; sin duda no es algo insano. No obstante, si lo es necesitar su aprobacion/desaprobacion para continuar con algo especifico. Si queremos cambiar nuestras experiencias  de la vida por algo mejor y mas feliz, tenemos que abandonar ciertas creencias restrictivas  que nos vuelven inseguras de nuestros actos. A medida que vayamos eliminando viejos habitos encontraremos que todo lo que realmente deseamos en la vida seguira siendo nuestro, de una nueva y mejor manera si obramos con absoluta libertad.

La libertad, como todas las ideas espirituales, debe ser aceptada por ambas partes. Si nosotras vamos a liberarnos, debemos tambien liberar a todos los demas que estan en nuestra vida. Esto es una cadena que empieza precisamente en casa; con una misma; y con los seres mas cercanos a nosotras:

Los padres, aunque ya no dependamos de ellos, y los hijos, aunque sean menores de edad; asi como tenemos obligaciones, tambien lo esta el derecho a ejercer la libertad. Esto no implica irrespeto o desobediencia porque para eso les inculcamos los principios y valores, de igual forma nuestros padres hicieron con nosotras. Los fundamentos del caracter no son construidos por lo que una aprende en clase, sino por los ladrillos del buen ejemplo que se van colocando dia a dia, y los niños son grandes imitadores.

A todos, desde los primeros años de la infancia se nos enseño a obedecer a los demas y agradarles. Muchas veces, confundimos el amor con la aprobacion y empezamos a bailar a cualquier son que nos tocaron, y segun el ritmo, mas complacientes. Luego, en la adolescencia nos volvimos extremistas; algunas desatendimos nuestras propias necesidades personales convirtiendonos -casi creo- en tipicas marionetas, mientras que otras eran declaradas “rebeldes” si se oponian al “yugo” familiar.

He observado que el estar “juntos”, forzada por la conformidad, puede dar como resultado que la familia esta junta de cuerpo, mientras que “muy separada de mente y espiritu”. Libertad de creencia, un concepto basico en las Constituciones de muchos paises, se debe aplicar -creo- tanto en las familias como en las naciones, en una mujer y en el hombre de la vida de una.

El hombre de nuestra vida, si actualmente hay uno, tambien debe sentirse liberado para que adquiera sus propios pensamientos, que crezca a su manera y a su ritmo. Si somos del tipo de mujer maternal, servicial, tal vez podamos ayudarlo cuando lo solicita, pero si de alguna manera nos sentimos “responsables” por su crecimiento mental o espiritual, solo estaremos creando un cautiverio entre ambos, y ningun hombre quiere hacer el amor con su “mama”, y viceversa. Cuando no hay libertad entre la pareja se vuelve tedioosa o tormenosa; posesion, celos, represion, hostigamiento, culpa, propiedad, maltrato, infidelidad, etc.,etc.,etc., en pocas palabras; “El amor se atrae, no se ata”.  Solo quienes tienen garntizada su verdadera libertad; se aceptan, se expresan y se respetan. Ellos estan bien preparados para el verdadero amor; ellos hacen los ajustes y compromisos necesarios para  llevar una vida armonica como pareja. Ellos saben que cuando el amor se manifiesta de esta forma, hasta la expresion sexual alcanza una nueva y gloriosa dimension.

Para las amigas y amigos cercanos, una vez liberadas nosotras mismas, estaremos en la mejor posicion para compartir todo aquello que hacemos en la vida, asi que… ¡Declara su libertad tambien en ellos!. Concedamosle su propio espacio para crece juntos como hermanos. Dejemoslos ser quienes son, opinar y ofrecer su propias respuestas, aunque no sean las correctas para nosotras; aceptemos que sigan su propia filosofia de vida, incluso para elegir otros amigos,  su propia religion e ideologia politica aunque no milite con la nuestra.

Lo cierto es que regalar nuestro poder a partir de los caprichos de otros debilita nuestro espiritu. Libertad personal significa elegir nuestra conducta; significa actuar, mas que reaccionar. Representa al ser y dejarlo ser. Tambien significa permitirnos a nosotras mismas la gran aventura de vivir, de encontrar pleno cada momento, de responder de una manera pura, espontanea, personal, honesta. Solo entonces podremos responder con algo a la vida y rendirle cuantas a Dios cuando nos llame a su lado. Cada una de nosotras tiene un papel unico que desempeñar en el drama de la vida y necesitamos depender de nuestro poder superior, de nuestro yo interno, para que el sea el que nos indique nuestros parlamentos, y no aquellos cuya aprobacion creemos necesitar.  

Aprobacion del dia:

Hoy sere libre. No permitire que nadie controle mis actos. Dejare que Dios, a traves de mi conciencia, me brinde la unica aprobacion que cuenta. Supeditar mi voluntad a la de Dios garantiza que ello ocurra para mi bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s