“SOY FEMINISTA”

Así escribió Florence Thomas el 30 de octubre de 2007 en su habitual columna a propósito de los 50 años del voto femenino y tratando de entender por qué en Colombia, como en muchos otros paises, existe un odio casi endémico hacia el feminismo y las feministas. En su caso, ese sentimiento se materializa en múltiples correos electrónicos que critican sus columnas. Paradójicamente, muchos de esos mensajes provienen de mujeres.

Leer Artículo →